Conversación sobre negocios en Nómades TV

Conversación sobre negocios en Nómades TV

Compartí una agradable conversación con Carolina Siri, Rob Martinez y el equipo de Nómades TV (liderado por Nicolás “Tato” Germen) sobre negocios, comunidades, narrativas de éxito, internet, nomadismo digital, y más.

Fue interesante reflexionar sobre áreas de mi pasado como emprendedor viajero que rara vez me tomo el tiempo de analizar. Gracias a Nómades TV por la invitación.

¿Quieres ser Coordinador/a de Experiencia de la Escuela de Nuevos Aliados?

¿Quieres ser Coordinador/a de Experiencia de la Escuela de Nuevos Aliados?

La Escuela de Nuevos Aliados, hasta el momento, es una experiencia digital que busca acercarse lo más posible a una experiencia presencial pero aprovechando las ventajas de la tecnología. Por lo tanto, es de suma importancia contar con:

– Una comunicación eficiente, clara, precisa, en cada momento necesario.
– La implementación de las herramientas digitales más óptimas para maximizar la experiencia.
– Una mente que disfruta imaginar cómo brindar experiencias excelentes a sus usuarios.

Es por eso que buscamos incorporar un/a Coordinador/a de Experiencia para trabajar directamente conmigo en el armado, medición y pulido de los sistemas de comunicación entre la ENA y sus stakeholders, es decir, todas las personas que forman parte de su comunidad y sus programas, desde miembros y participantes hasta facilitadores, oradores y más.

PARA QUIÉN

– Personas interesadas en ayudar a crear, implementar y escalar sistemas para coordinar a cientos de personas virtualmente.
– Personas que quieren exponerse a nuevos conceptos, maneras de trabajar y herramientas digitales aplicadas a la educación.
– Personas que quieran ampliar sus redes de aliados, que quieran descubrir y conocer a practicamente todos los miembros, facilitadores y oradores de la ENA, presentes y futuros.

¿EN QUÉ MOMENTO DE TU CARRERA SERÍA IDEAL ESTE TRABAJO?

– Personas que todavía se encuentran en una etapa de exploración respecto a sus intereses, aspiraciones y problemáticas en las que quiera trabajar en el largo plazo en su carrera.
– Personas que tienen pocas obligaciones económicas, y por lo tanto pueden trabajar a cambio de más beneficios en lugar de enfocarse en maximizar el retorno monetario en el corto/mediano plazo.
– Personas que están listas para hacerse responsables de facetas importantes de un emprendimiento joven, auto-suficiente y en crecimiento.

RESPONSABILIDADES

– Analizar y mejorar los sistemas de comunicación entre la ENA y todos sus stakeholders.
– Responder con velocidad y profesionalismo cualquier consulta o problema de los stakeholders.
– Imaginar y sugerir con frecuencia nuevas ideas y actividades sobre cómo mejorar la experiencia de todos los stakeholders.
– Documentar nuevos procesos y automatizar todo lo automatizable para poder seguir ampliando las responsabilidades del rol con el pasar del tiempo (si luego de seis meses las tareas de cada día son las mismas, quiere decir que fue un fracaso).
– Armado de documentos o herramientas necesarias para brindar una mejor experiencia a los stakeholders.
– Coordinar la logística de cada stakeholder.
– Administrar el uso de las herramientas digitales de la ENA.
– “Extraer” opiniones de los stakeholders sobre cómo se puede mejorar su experiencia con la ENA.
– Garantizar y medir la satisfacción de los stakeholders de la ENA con la logística y la calidad de la comunicación.

REQUISITOS

– Necesita siempre buena conexión a internet, y un lugar de trabajo/llamadas tranquilo (sin ruido de fondo).
– Personas disciplinadas que saben auto-motivarse y no requieren supervisión o motivación externa para trabajar y responder a sus responsabilidades de cada día.
– Personas con muy buena comunicación escrita, una dosis de extroversión, y muy exigentes con los detalles.
– Personas que disfrutan trabajar en base a resultados y no según cantidad de horas trabajadas u otras mediciones artificiales.
– Personas que buscan constantemente ser más productivas con el uso de su tiempo y energía (y de los demás). No es un trabajo para personas que no están atentas a sus propias ineficiencias.
– Personas rebeldes, creativas, que se animen a tirar ideas y pelear por ellas.
– Personas obsesionadas con cómo se pueden mejorar las cosas, y no solo resolver problemas conocidos/visibles.
– Personas que se sientan cómodas trabajando online la mayor parte del tiempo, viendo y conversando con gente del trabajo casi exclusivamente a través de la computadora.
– Como todo trabajo, hay partes emocionantes y partes que no lo son tanto (pero son igual de importantes). Se espera que esta persona traiga el mismo profesionalismo y dedicación a ambas partes del rol.

¿QUÉ NO IMPORTA?

– Títulos profesionales o años de experiencia en algún rol o industria en particular.
– Localidad, siempre y cuando sea en el continente americano.

MODALIDAD

– Remoto.
– Horario part-time. Si el trabajo toma más tiempo, es porque la persona no está administrando bien su tiempo/energía, o no está siendo lo suficientemente estratégica con su manera de trabajar.
– Flexibilidad de horario laboral, siempre y cuando se cumplan todas las tareas y se respeten compromisos que requieren presencia en tiempo real (ej.: conferencia online).
– Período de prueba de tres meses en base a su capacidad de responder a sus responsabilidades y demostrar resultados.
– Primer mes de entrenamiento y preparación.
– Sesión de mentoría cada dos semanas conmigo.

REMUNERACIÓN

– U$S 400 mensuales durante los primeros seis meses.
– Posibilidad de modalidad full-time a partir de los seis meses.
– En el caso de mantener modalidad part-time, aumento garantizado de 25% a partir de los seis meses, y nuevamente a partir de los 12 meses.

POSIBILIDADES A FUTURO

Las posibilidades de crecimiento son muchas. La ENA tiene múltiples proyectos e ideas “dando vueltas” que todavía no hemos podido comenzar pero están listos para que cualquier persona con iniciativa y ganas de crecer se apropie. Lo que más quiero es encontrar aliados a muy largo plazo con quienes crecer de por vida.

La única manera de que eso pase es que esa persona pueda conseguir todo lo que quiera para su futuro a través de su trabajo, y aspiro a que encuentre ese trabajo en la ENA.

CONSIGNAS

Si estas interesado/a (o se te ocurre alguna persona que le podría interesar), por favor enviarme a carlos@nuevosaliados.com tus respuestas a las siguientes consignas:

  1. Dar un ejemplo de tu vida personal o profesional en el que te dedicaste a aprender algo nuevo o a lanzar algún proyecto afuera de tu trabajo y sin supervisión alguna.
  2. ¿Cómo te organizas con tu trabajo y responsabilidades de cada día?
  3. Si tuvieras que maximizar el valor para cada miembro de pertenecer a un grupo de Facebook con 250 personas en diferentes localidades, industrias, edades, etc… ¿Cuáles son cuatro o cinco actividades o dinámicas que implementarías? Por favor detallar lo más posible.
  4. Dar un ejemplo de maneras en las que hayas mejorado la manera de realizar alguna tarea en algún trabajo previo o la manera en la que trabajabas vos.
  5. Dar un ejemplo de alguna vez que hayas propuesto una idea nueva y hayas tenido que pelear por ella (¡puntos extra si lograste que sea implementada!).
  6. Dar ejemplos de momentos en los que realizaste proyectos o tareas que te parecían poco emocionantes pero que cumpliste con profesionalismo y cuyos resultados fueron excelentes.
  7. ¿Cuál es la mejor parte de trabajar con vos? ¿Cuál es la peor?

¡Gracias!

Espadas y Corazones: historia Argentina “bajada a tierra”

Espadas y Corazones: historia Argentina “bajada a tierra”

Cabildo Abierto

Disfruté cerrar el 2016 leyendo Espadas y Corazones, de Daniel Balmaceda. Había oído hablar mucho de Balmaceda, y era una cuenta pendiente. Luego de varios años como “nómade digital”, 2016 fue el año que más tiempo estuve en Argentina desde el 2009, lo que me despertó un nuevo interés por la historia de mi país. Lamento comunicarle a mi querida Escuela Superior de Comercio Carlos Pellegrini que mis clases de historia allí fueron somníferas.

Con su formato de breves anécdotas peculiares, y su humanización de la historia argentina, Espadas y Corazones fue una lectura muy amena.. Mi intuición es que la historia es una de las áreas de literatura que necesita más humanización, más “bajada a tierra”, para que curiosos amateurs como yo puedan disfrutar adentrarse en un campo de conocimiento tan intimidante. La literatura de los negocios, por ejemplo, ha entendido esto muy bien. No puedo decir lo mismo de la literatura del arte.

Comparto algunos fragmentos favoritos de Espadas y Corazones:

El Cabildo Abierto costó 315 pesos. Con ese dinero se pagaron los dieciséis botellones de vino, más chocolates y bizcochos que los asistentes consumieron como refrigerio. Sí, nuestros patriotas tomaron las primeras decisiones entonados.


La mala salud fue un tormento que acompaño al Libertador [San Martín] durante toda su vida. Además del cólera mencionado, padeció ataques de asma, paludismo y cataratas. Curaba enfermedades venéreas con mercurio que le provocaba úlceras insoportables que trataba de mitigar con opio, lo que lo convirtió en adicto. Y, por si fuera poco, durante toda su campaña sufrió de un reumatismo que le hacía sentir que estallaba por dentro cuando cabalgaba. También lo atacaba el mal de gota, que le paralizaba la mano diestra. A pesar de ser una enfermería ambulante, nada lo detuvo.


Parera regresó a España en 1818: por más que fuera el autor del himno, era español, y sentía que su pellejo corría peligro frente a tanta efervescencia revolucionaria de los criollos. No era para menos: Liniers, héroe de las Invasiones Inglesas, fue fusilado; Álzaga, baluarte de la Defensa en 1807, ahorcado; Moreno, adalid de la corriente más extremista, envenenado. Acá no existían garantías para nadie y Parera se volvió a sus pagos.


Algunos años más tarde, [Juan de Dios Rivera] ya instalado en Buenos Aires y casado con Mercedes Rondeau, realizó un grabado de Nuestra Señora de Luján en forma gratuita. El obispo porteño, Manuel Azamor, en cambio, vio el negocio: mando hacer miles de copias, aclarando que quienes las comprarán recibirían 120 días de indulgencia. Es decir, cuatro meses de pecados perdonados. La ofrenda de Rivera terminó convirtiéndose en el mayor éxito de ventas de 1789. La Asamblea del año XIII contrató a Rivera, el más prestigioso grabador de la época, para que crease un sello que la identificara. Juan de Dios no demoró en entregar el diseño que terminaría convirtiéndose en el Escudo argentino.


Calzadilla nunca menciona el nombre que tuvo en su época femenina. Es obvio que no lo llamaban Santiago. Tal vez, le hacían usar su segundo nombre, María. O los apodos que se estilaban para las Marías en aquel tiempo: Marica o Mariquita.


El 15 de febrero de 1811, nació un futuro presidente: Faustino Valentín Sarmiento, a quien le desapareció un Valentín y se le antepuso un inexplicable Domingo. Su hijo, Dominguito (Domingo Fidel), era en realidad hijo del chileno Domingo Castro y de Benita Martínez Pastoriza. Cuando ella enviudó, se unió a Sarmiento y le dieron el apellido del padrastro. Ese día dejó de ser Domingo Fidel Castro.


“No creo en la educación del amo, que se apaga con la posesión. Yo definiría esta pasión así: un deseo para satisfacerse. Parta usted desde ahora del principio de que no se amarán siempre. Cuide usted pues cultivar el aprecio de su mujer y de apreciarla por sus buenas calidades. Oiga usted esto, porque es capital. Su felicidad depende de la observancia de este precepto. No abuse de los goces del amor; no traspase los límites de la decencia; no haga a su esposa perder el pudor a fuerza de prestarse a todo género de locuras. Cada nuevo goce es una ilusión perdida para siempre; cada nuevo favor de la mujer es un pedazo que se arranca al amor. Yo he agotado algunos amores y he concluido por mirar con repugnancia a mujeres apreciables que no tenían a mis ojos más defectos que haberme complacido demasiado. Los amores ilegítimos tienen eso de sabroso, que siendo la mujer más independiente aguijonea nuestros deseos con la resistencia”. – Domingo F. Sarmiento


En 1816, Tomás Godoy Cruz fue diputado por Cuyo y asistió al Congreso de Tucumán. Era el más joven y, a la vez, una especie de vocero del general San Martín dentro del grupo que declaró la Independencia. Siguiendo los consejos del Libertador, Godoy Cruz impuso en el Congreso el nombramiento de Juan Martín de Pueyrredon como Director Supremo. Con esa jugada política, San Martín se aseguraba el apoyo del Gobierno para llevar a cabo la empresa bélica más espectacular de todos los tiempos: el cruce de los Andes. Por eso se afirma que la campaña a Chile se gestó gracias a los oficios de tres hombres: San Martín, Pueyrredon y el joven de 24 años, Godoy Cruz.


El 15 de mayo de 1852, Tomás Godoy Cruz murió en su casa. Luz Sosa [esposa de Tomás] decidió ocultar la muerte porque esa noche daba una fiesta. Simplemente, cuando una criada le anunció lo que había ocurrido, ordenó taparlo con una manta. Se pasó toda la noche bailando minués y recién a la mañana siguiente comunicó la noticia.


Leandro Alén sintió que el apellido le pesaba y se lo cambió por el de Alem. Eso no fue todo. En sus tarjetas personas y en su firma apareció una nueva modificación: allí figuraba como Ln. Alem. Alguien le preguntó que quería decir esa ene y él respondió: “Quiere decir nada”. Para la posteridad él fue Leandro N. Alem. Y hasta se le invitó un nombre para esa ene inicial. Sin ningún tipo de fundamento, quedó como Leandro Nicéforo Alem.

El futuro del trabajo: una perspectiva optimista

El futuro del trabajo: una perspectiva optimista

En Mayo tuve la oportunidad de hablar sobre mi perspectiva sobre el futuro del trabajo en el Techne Summit en Alejandría, Egipto, frente a una audiencia de emprendedores locales y políticos.

Disfruté mucho la experiencia, estoy agradecido al equipo de Techne Summit por invitarme.

¿Qué perdemos cuando confiamos en los medios?

¿Qué perdemos cuando confiamos en los medios?

medios

Todos los días le damos nuestro tiempo y atención a los medios porque creemos que son el mejor modo de mantenernos actualizados en un mundo que cambia cada vez más rápido. Cada vez que un periodista entrevista a un autor, o que una revista habla de la vida de una celebridad, o que un panel discute sobre los dichos de un político, los medios nos sugieren que esas son las cosas relevantes en el mundo actual. Consecuentemente, también nos dicen qué cosas son irrelevantes al omitirlas.

Como resultado, invertimos más tiempo y recursos en los temas que los medios nos presentan, e ignoramos otras inversiones posibles porque desconocemos de su existencia o grado de importancia.

El incentivo que nos lleva a seguir a los medios es válido; debemos esforzarnos por mantenernos actualizados. Pero la premisa es incorrecta; los medios no representan los cambios del mundo con precisión. Estamos haciendo lo incorrecto por las razones correctas.

Creo que hemos llegado al punto en el cual los medios son más nocivos que beneficiosos. Creo que mientras más atención le damos, peores chances tenemos de encontrar las oportunidades que nos ayudarían a conseguir nuestros objetivos personales y profesionales. Y creo que la misma conectividad que trajo la expansión mediática también trajo mejores alternativas para mantenernos informados.

El precio de lo gratuito

El día que la información se volvió abundante, la gente dejó de pagar por ella. Ley de oferta y demanda. El modelo actual de negocio de los medios es acumular lectores/espectadores y vender acceso a esa audiencia en formato de publicidad. En su bestseller “Trust me, I’m lying”, Ryan Holiday explica las dinámicas y los incentivos que dominan a los medios (tanto online como offline), y formas concretas en las que manipuló a periodistas, bloggers, eventos, etc. para promover a las personas o empresas para las que trabajaba. Explica lo fácil que es engañar a los medios, quienes comparten cualquier cosa con tal de que les traiga más atención. Todos salimos perdiendo, dice Holiday:

“No podemos tener noticias de inmediato y bien hechas. No podemos reducir las noticias a 140 caracteres o menos y no perder partes en el camino. No podemos manipular las noticias y evitar que nos manipulen. No podemos tener las noticias gratis; sólo podemos oscurecer los costos.

La mayoría de la información online es gratis, pero pagamos con calidad. Por diseño, las noticias deben ser baratas y manipuladoras porque el cliente ya no es más el lector/espectador. Los medios ya no buscan conseguir dinero de su audiencia porque la gente no va a pagar. Los medios buscan conseguir su atención. Y resulta que lo que trae más atención NO es información verdadera, relevante y precisa. Si queremos información de alta calidad, debemos pagar por ella. Como dice Holiday: “ningún marketer va a publicar algo razonable, con cierta dosis de complejidad o emociones encontradas.”

Cualquier negocio que deba generar atención antes que calidad es un negocio de marketing. En la era de la información gratis, los periodistas se han vuelto marketers.

La ingeniería del compartir

La acción más valiosa que podemos tomar para los medios es compartir lo que vimos. Los medios quieren que discutamos sobre ese artículo, que enviemos ese video por email, que publiquemos el link en Facebook, y que etiquetemos a varias personas en los comentarios. Todos los aspectos de los medios actuales están diseñados para maximizar las probabilidades de que la audiencia comparta y popularice su contenido. Es la única manera de generar atención suficiente para sostener el negocio. Si el medio brinda contenido valioso pero la gente no lo comparte, su negocio fracasa.

Si cada artículo está creado con el objetivo de maximizar las chances de ser compartido, cabe la pregunta: ¿qué clase de contenido se comparte con más frecuencia? Nos gustaría creer que compartimos contenido de calidad, pero en realidad somos más propensos a compartir contenido que genera una serie de emociones muy particulares. Holiday explica:

“Debe ser negativo, pero no demasiado negativo. La desesperanza no nos motiva a hacer nada. La lástima y la empatía nos motivan a hacer algo real, levantarnos de la computadora y actuar. Pero las emociones que nos motivan a compartir son el enojo, el miedo, la excitación y la risa. Nos motivan a hacer algo que se siente como si estuviésemos actuando, pero en realidad probablemente estamos contribuyendo a una conversación insignificante y superficial.

Y Holiday remarca nuevamente: “la emoción que más compartimos es el enojo.”

Los medios no quieren informarnos. Quieren enojarnos y asustarnos y hacernos reir para que nos compenetremos con su historia y lo compartamos con los demás. Al igual que cuando vemos una película. El motor que mueve tanto la industria de los medios como del entretenimiento es la necesidad de atención, y frecuentemente deberíamos tratarlas por igual: representaciones semi-ficcionales y pobres de los hechos.

Hans Rosling, célebre estadista y profesor, estuvo hace poco en un noticiero y tuvo un debate acalorado con el anfitrión sobre la pobre representación del mundo por parte de los medios, y dijo:

No puedes confiar en los noticieros si quieres entender el mundo. […] Los noticieros muestran una pequeña parte, pero lo llaman “el mundo”. Puedes mostrar mi feo zapato, pero es solo una parte de mí.”

¿Deberían desaparecer los medios?

No. El rol de los medios en moldear y mejorar el mundo es incuestionablemente positivo. Los medios perdieron el rumbo en los últimos años debido a las nuevas tecnologías y una competencia feroz por la atención de las personas. Dudo que el sistema actual pueda evolucionar y salvarse, ya que está demasiado contaminado. Puedo ver inicios de nuevos sistemas que reemplazarán a los medios tradicionales como fuentes de información. El mundo será mejor el día que eso ocurra.

Mientras tanto, debemos ser ser espectadores estratégicos, para poder beneficiarnos de los medios sin ser víctimas pasivas de su agenda. Algunas sugerencias:

1) Rastrear los incentivos:

Es bien sabido que para llegar rápido a la televisión o al escenario es importante conocer a la gente correcta dentro de la industria, y darles el tipo de contenido que ellos buscan para capturar más atención de la audiencia. Esto significa que la manera más rápida de volverse famoso NO es presentar información precisa y de alta calidad, sino el tipo de información que genera las emociones que los medios promueven. Como parte de una audiencia que paga con su tiempo o su dinero, yo te pregunto: ¿estás conforme con esos métodos de selección de contenido? ¿Te sientes protegido y valorado por el sistema actual?

Cada vez que una persona u organización (llamémosla “X”) promueve alguna otra persona/producto/historia (llamémosla “Y”), X tiene un incentivo para elegir a Y por sobre otras opciones. Solo podemos confiar en la selección de los medios de qué es importante o irrelevante si confiamos también en su proceso. Si el proceso es corrupto, y no nos damos cuenta, no tenemos cómo defendernos ante las elecciones sesgadas de los medios. Dentro de lo posible, es sano preguntarnos:

¿Por qué X promueve a Y?
¿Cómo hizo X para elegir a Y sobre otras opciones?
¿Cómo tiene éxito X o Y?
¿Tiene X algo que ganar y que perder si Y provee contenido verdadero y de alta calidad?
De ser así, ¿cómo hace X para garantizar la veracidad y calidad de Y?

2) Compartir responsablemente:

La vida es un podio. Las cosas que decimos pueden llegar más lejos que lo que imaginamos. La información pobre se viraliza cuando citamos lo que escuchamos sin saber qué tan confiable es la fuente. Cuando compartimos sin cuestionar, hacemos exactamente lo que los medios quieren que hagamos. Cuando compartimos ideas pobres, nos auto-flagelamos porque empobrecemos el conocimiento de nuestro contexto social. Al mismo tiempo, cuando somos embajadores de un selecto grupo de ideas bien entendidas, elevamos la inteligencia de nuestro contexto.

3) Buscar ideas en lugar de verdades:

Gerry Garbulsky suele decir que una idea es “una lente para mirar el mundo”. Así debemos ver a cada artículo que leemos, cada entrevista que escuchamos, cada conferencia que presenciamos. Dudar es permanecer libre. No debemos descartar lo que oímos de inmediato, sino que debemos usarlo como lentes y disparadores para reflexionar sobre esos temas y llegar a nuestras propias conclusiones. Perdemos nuestra autonomía el día que nos volvemos seguidores pasivos de cualquier canal o personalidad.

Otro ladrillo en la pared

Vivimos en el mundo que construimos en nuestras mentes. Si creemos que la gente es egoísta y que el mundo es peligroso, viviremos con miedo. El mundo del futuro no ha sido definido, y será el resultado de lo que construyamos a partir de las posibilidades que imaginemos.

Los medios tiene el poder de crear profecías autocumplidas; si todas las semanas leemos cómo la inteligencia artificial nos va a dejar sin trabajo, corremos el riesgo de dejar de imaginar cómo podríamos construir un futuro diferente. El optimismo y el pensamiento independiente son más que simples perspectivas de esperanza; son el combustible necesario para construir lo que queremos. Cuando los medios reducen el mundo a simples historias virales, también desalientan a su audiencia de soñar con nuevas posibilidades.

Cuando decidimos que debíamos prestarle atención a los medios, les dimos permiso para que creen el mundo en el que vivimos. Tal y como explica Alain de Botton en su libro “The News: A User’s Manual”, las noticias son nuestra maestra:

“Una vez terminada nuestra educación formal, las noticias son la maestra. Es la fuerza más significativa en establecer el tono de la vida pública y moldear nuestras impresiones sobre la comunidad que existe afuera de nuestras paredes. Es el principal creador de realidades sociales y políticas. Como bien saben los revolucionarios, la manera de cambiar la mentalidad de un país no es atacando las galerías de arte, el ministerio de educación o los hogares de novelistas famosos; hay que llevar los tanques directamente al canal de televisión, el nervio central del cuerpo político.”

El tío de Spiderman nos enseñó que con un gran poder viene una gran responsabilidad. Mi mayor crítica hacia los medios es que descuidan y abusan el permiso que la gente les ha dado para entender el mundo. Con tal de sobrevivir como negocio, los medios hablarán de historias que se viralicen, sin importar qué tan confusas o irrelevantes sean para el éxito diario de la vida de su audiencia (tú). Por diseño, la industria de los medios no puede ser un maestro responsable

Para hacer apuestas inteligentes, debemos enseñarnos a ver el mundo con precisión. No podemos tomar riesgos inteligentes si no vemos el terreno donde estamos parados. Una manera fácil de correr riesgos tontos es leer a diario cosas que nos enojan o asustan. La vida es más aburrida y normal que lo que los medios la hacen parecer, y el camino hacia nuestra realización personal es individual, lento y silencioso. Como dice Alain de Botton, siempre debemos estar dispuestos a alejarnos:

Una vida rica requiere saber cuándo las noticias ya no tienen nada original o importante que enseñarnos; períodos en los cuales debemos rechazar relaciones imaginarias con desconocidos, y dejarle a los demás los asuntos de gobernar, triunfar, fracasar, crear o matar, sabiendo que tenemos objetivos propios que honrar en el tiempo breve que se nos ha dado.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com